Autor: Ortzi Akizu-Gardoki

El COVID-19 ha supuesto unos impactos impredecibles en la actual sociedad. Los límites en la libertad de movimiento han sido uno de sus impactos más cruciales. ¿Pero cómo ha afectado esto a la naturaleza?

En el grupo de investigación Ekopol, se ha colaborado con expertos de las universidades de Sídney y Edimburgo, para calcular las reducciones de emisiones que ha supuesto en tiempos de COVID la no movilidad. La investigación se ha basado en el uso de la metodología Multi Regional Input-Output (MRIO) y los Informes de Movilidad Comunitaria de Google (CMR).

 

Como resultado se ha obtenido que los Gases de Efecto Invernadero (GEI) se han reducido en un 3%, las partículas que están en el aire en un 2.1% (PM2.5), el dióxido de sufre en un 2.8% (SO2) y el óxido de nitrógeno (NOx) en 4.2%.

 

ARTÍCULO CIENTÍFICO: https://pubs.acs.org/doi/abs/10.1021/acs.estlett.0c00764

PDF: https://ehubox.ehu.eus/s/cmZPmWjFZHR9E8x